Andar, el cardio que ayuda a pensar mejor

Caminar está infravalorado. Quizás porque no se conocen sus beneficios, que no solo tienen que ver con la salud físico, sino también con la creatividad. O tal vez porque no sabemos de dónde sacar el tiempo para caminar más. De eso quería hablarte.

“Todas las grandes ideas se concibieron caminando”.
Friedrich Nietzsche.

Andar no es un deporte. Andar es libertad. Es más diría que se trata de un lujo en los días en los que pasamos la mayor parte del tiempo en espacios cerrados, saltando de una pantalla a otra: en el trabajo con el ordenador, en casa también o incluso con la televisión, y entremedias recurrimos a la pantalla del teléfono móvil.

Andar es una actividad física. Requiere de un bien preciado: el tiempo, por eso goza de mala prensa. ¿Quién tiene tiempo para derrocharlo llegando a los sitios andando o peor aún, para simplemente caminar?

Hoy en día se habla de correr para acabar carreras populares; de entrenar una o dos veces el día; de llegar a todas partes con prisas subidos a un vehículo con motor porque cuanto antes lleguemos a nuestro destino más tiempo tendremos para hacer más cosas. Y claro, andando no solo se necesita tiempo, sino que solo podemos hacer eso, poner un pie delante de otro, lo que nos lleva a pensar mejor.

Caminar nos vuelve más creativos

yo en un paisaje montañoso por el que caminar

“El mayor enemigo de la creatividad es el sentido común”.
Pablo Picasso.

Precisamente andando surgió la idea de hacer un estudio sobre cómo afecta caminar en la creatividad de unos jóvenes estudiantes de psicología en la Universidad de Stanford.

En 2014, una muestra de casi media centena de estudiantes se sometió a cuatro tipos de experimentos destinados a medir la creatividad, es decir, la producción de ideas novedosas o apropiadas para un contexto o tema.

Para medir cuántas ideas brotaban de las mentes de estos estudiantes utilizaron una prueba conocida como el Guilford’s Alternative Uses Task. Guilford era un psicólogo que hablaba de la creatividad y planteó una manera de medir esta aptitud preguntando a los sujetos de la prueba por los usos que se le podían dar a un objeto, como por ejemplo, un ladrillo (para construir una casa, para sostener una puerta, como pisapapeles, como arma para defenderse…).

Ahora bien, lo interesante es cómo estaban confeccionados los cuatro experimentos, ya que el primero estaba planteado de tal manera que los estudiantes hicieron la prueba de Guilford sentados, los pusieron a caminar en cinta y la volvieron a hacer. El resultado no debería sorprenderle a nadie: la creatividad aumenta después de la actividad física.

En los otros tres experimentos los resultados son los mismos a pesar de que varían los escenarios para ver cómo influye el caminar en un espacio abierto y natural como el campus de la universidad.

Más beneficios (y excusas) para caminar más

yo chapoteando en el agua del mar

“Cuán vano es sentarse a escribir cuando aún no te has levantado a vivir”.
Henry David Thoreau.

Quizás no aspires a emular a ninguno de los grandes pensadores que hemos tenido a lo largo de la historia: Kant, Rousseau, Rimbaud, Proust, Dickens y Nietzsche, entre otros muchos, eran también conocidos por cuajar sus obras e ideas en sus paseos. Para estos personajes andar era una fuente de inspiración, eso sí, cada uno en su línea de pensamiento.

Quizás estés leyendo esto pensando en que no tienes ningún interés en ser creativo, pero antes de que lo descartes o de que sigas pensando que mola más el Tesla que tus piernas para desplazarte debes saber que hay muchos motivos para entrenar la creatividad:

  • La creatividad se asocia a mayor éxito en el trabajo. Es lógico porque independientemente de que tu trabajo no sea estrictamente creativo, te vuelves una persona resolutiva, y todos terminamos resolviendo tareas o marrones.
  • Equilibra nuestra salud emocional, menta y física. En este caso hablo de entrenar la creatividad por medio de la actividad física que es caminar. Seguramente, aquí nadie discutiría que moverse contribuye a mejorar cualquier aspecto de la salud. Caminando aumenta el flujo de sangre a los músculos y órganos, entre otros el cerebro. Tener ideas lúcidas es una consecuencia más.
  • Las personas con creatividad tienen mejores relaciones personales. O eso al menos es lo que dicen los estudios que citan a Jennifer A. Livingstone (1999). Ahora es cuestión de preguntarse si merece la pena vivir peleados con el mundo o no, cosa que dejo de tener clara cuando acudo a las redes sociales.
  • Contribuye a que vivamos en una sociedad mejor. Parece que esto forma parte del discurso de una Miss, pero nada más lejos de la realidad. Se trata de plantearse si quieres ser una persona que la mayor parte del tiempo se dedica a consumir o a crear, teniendo en cuenta que cuando creas, cosechas y por tanto, tienes más posibilidades de obtener resultados, sean cuales sean.

Conseguir todo esto de una acción tan simple y tan gratuita como caminar parece demasiado bueno para ser verdad. No temas, no estoy tratando de venderte nada que no tengas ya. ¿Unas piernas? ¿Una estrategia como bajarte una parada antes de tu destino para caminar un trecho o aprovechar los 10 minutos que faltan para que llegue el tren para que camines hasta la siguiente parada? Sí, eso sí serían ideas que me encantaría que calaran en tu mente.

Dado que la mejor forma de enseñar es dando ejemplo, te voy a contar cuáles son mis estrategias para caminar más, necesariamente más.

Cómo caminar más a diario

caminando en la orilla del mar

“Vivir, en el sentido más profundo, es algo que nadie puede hacer por nosotros. En el trabajo puede sustituirnos alguien, pero no al caminar. Ese es el gran criterio”.
Fréderic Gros.

He de confesarte tres cosas:

  1. Mi motivación para caminar nunca fue la creatividad, sino que empezó por aumentar el N.E.A.T. Por si aún no lo sabes, estas siglas responden a la actividad física no planificada que se realiza a lo largo del día. Por ejemplo, una persona que trabaja descargando cajas tiene un mayor N.E.A.T que un oficinista que trabaja sentado. Los profesionales de la salud hablan de la importancia de esta variable en la pérdida de peso, dado que por mucho que entrenes hora y media o dos horas al día, si estás más de un tercio del día sin actividad (trabajar sentado), por no hablar de que el otro tercio dormimos. ¿El resultado? Una vida sedentaria.
  2. Después de querer aumentar el N.E.A.T empecé a darme cuenta del impacto que tiene sobre nuestra salud el estar continuamente sentados. De lo poco que nos damos cuenta del tiempo que pasamos sentados, no solo porque nuestra forma de vida está planteada para que sentarse sea lo normal, sino también porque todo el mundo lo hace. Tal y como dice Nilofer Merchant en su corta pero más que recomendable charla TED “¿Tienes una reunión? Vaya de paseo”, el sedentarismo es el tabaquismo de nuestra generación. Y continúa: la tecnología que más utilizamos es esta (señalando el trasero). Estoy de acuerdo, ¡pero qué poco la ejercitamos!
  1. Escribo esto mientras sufro una tendinitis en el pie. Quizás la única lesión que paraliza mi actividad al completo y claro, no estoy para dar ejemplo por una causa de fuerza mayor, pero ahora más que nunca apelo a que la actividad física (que no entrenar, repito) incide en el equilibrio mental y emocional. Basta con que te digan la palabra “reposo” para que ese equilibrio se resquebraje.

Dicho esto, la lista de cosas que suelo hacer cuando ninguna lesión me lo impide se resume asi:

  • Las mañanas que no voy al gimnasio hago un trecho del camino al trabajo andando. No lo hago entero porque son 4 kilómetros y terminaría entrando a la oficina necesitando otra ducha (cosas que tienes que valorar antes de lanzarte a andar).
  • Aprovecho los descansos en el trabajo para caminar. Aunque sean 15 minutos a buen ritmo. Y se nota lo bien que sienta porque encima lo hago después de comer.
  • Si no tengo planes, vuelvo a casa caminando. O subo en tranvía para bajar caminando dado que toca correr ese día.
  • Si quedan más 6 minutos para que llegue el tranvía, camino hasta la siguiente parada. Es el tiempo que he calculado en el que me da tiempo a llegar sin perder el tren.
  • Cuando quedo con alguien que sé que aún no me está esperando, me bajo una parada antes y camino hasta el punto de encuentro.
  • Voy al gimnasio caminando, de compras o a hacer recados caminando, aunque tenga la opción de coger el coche.

He decir que tengo especial predilección por caminar en la playa, en la propia arena, o en la montaña, rodeada de árboles. No es una suerte que corra a diario, pero sí trato de disfrutar de ello cuando tengo tiempo para escaparme de la ciudad. Esos entornos provocan fascinación por la vida y una renovación emocional que no se puede comprar, ni obtener de otra manera.

En definitiva, se trata de aprovechar cualquier excusa para llevar a cabo este sencillo gesto en el que se desencadenan unos procesos biológicos que, como has visto, solo repercuten positivamente en todo lo que tiene que ver con uno mismo. Y sí, a veces estas cosas tan simples pueden hacernos sentir bien, al menos por momento, al menos permitiendo que salga ese diálogo interno que solo fluye cuando caminamos. Cuando estamos con nosotros mismos.

P.D: Habrá una segunda parte de esto 🙂

Sarah Santiago

Periodista y deportista. Entrenar para mí es una necesidad anímica y física. Disfrutar haciendo cualquier deporte es el resultado por el cual muchos se sorprenden de mi pasión por él.

Comentarios

También te interesa

¿Está todo dicho?

No me gusta decir que se deben explicaciones.  Más bien se deberían dar porque sale de uno darlas y esto es lo que hago en este post ante una pregunta que me han hecho mucho: ¿por qué apenas he actualizado el blog en el último año?

Media maratón de Tenerife 2017

Es posible que tengas en tus piernas los kilómetros de varias carreras, pero cada una es distinta porque nunca te pones el dorsal bajo las mismas condiciones. Te cuento cómo llegué a correr la Media Maratón de Tenerife 2017 y lo que pasó hasta que crucé meta.

Cómo perder peso, otra vez

La respuesta a una de las preguntas más buscadas en Google la encontrarás en las siguientes líneas. Un secreto que he querido compartir contigo y creo que es el mejor momento para desvelarlo.

Infinity Xtreme 2017

Me contaron que era una de las carreras de obstáculos más duras de Tenerife y no podía dejar pasar la ocasión, aunque semanas antes del evento me sintiera así.

Cochinero Challenge 2017

Crónica de la 2º edición de la Cochinero Challenge, una de las carreras de obstáculos más divertidas en las que he estado, y encima, debutando en casa.